17 de agosto de 2017    
Santa Beatriz    
noticia_destacada
+texto -texto enviar imprimir
Conclusión de la reunión de verano del Consejo General

01/08/2017 | ANS

El Rector Mayor comunicó a los salesianos de la Casa General el trabajo realizado en las últimas semanas junto con el Consejo General.

Una parte importante del trabajo se centró en la nominación de los cargos. Fueron elegidos 9 los Inspectores: Estados Unidos Este (SUE), Italia Lombardo-Emiliana (ILE), Portugal (POR), Uruguay (URU), Brasil-San Paolo (BSP), África Tropical Ecuatorial (ATE), África Meridional (AFM), Chile (CIL), y Australia - Pacifico (AUL).

La mayoría de los nominados han tenido la oportunidad de venir a Roma para reunirse con el Rector Mayor, el Vicario y los Consejeros, y obtener algunas líneas guías para el Gobierno y la Animación.

A su vez, manifestó que fueron nombrados 13 Vicarios Inspectoriales, 7 Ecónomos Inspectoriales, 47 Consejeros Inspectoriales, 175 directores y 3 Maestros de Novicios.

En cuanto se refiere a las obras, fue aprobada la erección canónica de dos comunidades, estables con al menos 4 salesianos profesos. Se aprobó a su vez 14 casas canónicamente no erigidas y abiertas con la presencia de 2 o 3 hermanos, pero que constituyen los lugares de avanzada de la propagación del carisma e indican la vitalidad y el dinamismo de la Congregación. Por último, fueron doce comunidades que después de varios años de suspensión, han sido clausuradas canónicamente.

Otro elemento importante de trabajo del Rector Mayor y del Consejo General ha sido el estudio de las Visitas Extraordinarias, realizadas por los Consejeros Generales, la presentación de un informe presentado por cada obra y en algunos casos incluso dos.

Un tema específico, ha sido el estudio de la Reconfiguración de las Inspectorías a nivel mundial, que requirió el estudio de cada Inspectoría, Visitaduría y Delegaciones de la Congregación.

En conclusión, don Artime subrayó el clima de “comunión”, “lealtad” y “sinceridad” entre los miembros del Consejo y agradeció al personal salesiano y laico de la Casa Generalicia por el servicio y el apoyo ofrecido, de forma ordinaria, especialmente en tiempos de sesiones plenaria.