27 de junio de 2017    
San Cirilo de Alejandría    
noticia_destacada
+texto -texto enviar imprimir
Don Bosco llega a Huesca

29/10/2012 | Redacción

Carta de Mons. Julián Ruiz, obispo de Huesca y Jaca, ante la llegada de la reliquia de Don Bosco a su diócesis.

Queridos hermanos en el Señor: Os deseo gracia y paz.

San Juan Bosco nació el16 de agosto de 1815, en un pequeño caserío de Castelnuovo D´Asti, en el Piamonte, llamado popularmente "I Becchi". El 31 de enero de 1888 expiraba en su pobre habitación en Valdocco, a los 72 años de edad. EI1 de abril de 1934, Pío XI, que lo conoció personalmente, lo proclamó Santo.

En 2015 se cumplirán doscientos años del nacimiento de Don Bosco. Con este motivo, una significativa reliquia del Santo visita los lugares donde hay presencia de la Congregación Salesiana. Dentro de pocos días tendremos la dicha de recibir entre nosotros la peregrinante reliquia.

El artículo 2 de las Constituciones de los Salesianos afirma: "Los salesianos de Don Bosco (SDB) formamos una comunidad de bautizados que, dóciles a la voz del Espíritu, nos proponemos realizar, en una forma específica de vida religiosa, el proyecto apostólico del Fundador: ser en la Iglesia signos y portadores del amor de Dios a los jóvenes, especialmente a los más pobres".

El artículo 6 de las Constituciones indica los siguientes sectores de la misión salesiana: "Fieles a los compromisos heredados de Don Bosco, somos evangelizadores de los jóvenes, especialmente de los más pobres; tenemos cuidado especial de las vocaciones apostólicas; somos educadores de la fe en los ambien­tes populares, sobre todo con la comunicación social, y anunciamos el Evangelio a los pueblos que no lo conocen".

El Sistema Educativo de San Juan Bosco, conocido como "Sistema Preventivo" se basa en la experiencia con el estilo de una educación eminentemente práctica. Se entiende lo Preventivo como el "arte de educar en positivo" proponiendo el bien en vivencias adecuadas y envolventes, capaces de atraer por su nobleza y hermosura el arte de "hacer que los jóvenes crezcan desde dentro", apoyándose en su libertad interior, venciendo condicionamientos y formalismos exteriores; el "arte de ganar el corazón de los jóvenes" de modo que caminen con alegría y satisfacción hacia el bien, corrigiendo desviaciones y preparando el mañana por medio de una sólida formación de su carácter.

En una de las cartas de San Juan Bosco leemos: "¡Cuántas veces, hijos míos, durante mi vida, ya bastante prolongada, he tenido ocasión de convencerme de esta gran verdad! Es más fácil enojarse que aguantar, amenazar al niño que persuadirlo; añadiré incluso que, para nuestra impaciencia y soberbia, resulta más cómodo castigar a los rebeldes que corregirlos, soportándolos con firmeza y suavidad a la vez".

Por eso, añade: "Guardaos de que nadie pueda pensar que os dejáis llevar por los arranques de vuestro espíritu. Es difícil, al castigar, conservar la debida moderación, la cual es necesaria para que en nadie pueda surgir la duda de que obramos sólo para hacer prevalecer nuestra autoridad o para desahogar nuestro mal humor".

Recibamos con veneración la reliquia y que su presencia entre nosotros estimule en todos el deseo de ser "signos y portadores del amor de Dios a los jóvenes" .

Recibid mi cordial saludo y mi bendición.

X Julián Ruiz Martorell

Obispo de Huesca y Jaca